FOTO ILUSTRATIVA

Luis Enrique Doria Martínez, de 35 años de edad, murió la noche del lunes, 9 de diciembre, tras estrellarse en su motocicleta, cuando conducía por la vía principal del municipio de Lorica.

Se conoció que el infortunado laboraba como carpintero y se disponía a entregar una puerta, cuando de manera repentina se le atravesó un perro que le ocasionó perder el control de la unidad y terminó estrellado en el pavimento.

El fuerte impacto dejó al hombre sin vida en el sitio. El cadáver fue trasladado a las instalaciones de Medicina Legal para la autopsia reglamentaria.

La vía colapsó durante horas, debido a que los curiosos que pasaban por el área se bajaban de sus vehículos para ver qué había ocurrido.