Un nuevo pelotero puertorriqueño entró al Salón de la Fama

Una nueva figura oriunda de Puerto Rico, ingresó al anhelado Salón de la Fama. Se trata del pelotero Edgar Martínez, quien durante sus 18 años de carrera hizo parte de la novena de los Marineros de Seattle. 

Martínez, nació en el barrio Maguayo, por lo que al dar su discurso previo a la oficialización de su entrada al templo de los inmortales, habló primeramente en español, para dedicar unas palabras a quienes en esa comunidad hicieron parte de sus inicios en el deporte y le sirvieron de gran apoyo. 

“Mi historia es sencilla, criado en mi barrio rodeado de gente humilde con buenas intenciones”, precisó y agregó que se trata de todo un sueño que inició cuando tan sólo tenía 10 años, no sin antes referir que reciba el título con total humildad, honradez y agradecimiento”. 

“Cuesta creer que un sueño que empezó cuando tenía 10 años acabe aquí. Cuando por primera vez vi a Roberto Clemente, lo único que quería era jugar pelota. Es todo un honor tener mi placa en el Salón de la Fama junto a la suya”, manifestó. 

Caundo se retiró, Martínez era uno de los únicos seis jugadores en la historia con un promedio de .300 al bate, .400 de embasado, .500 de slugging, 500 dobles y 300 jonrones. Uno de sus dobles dejó tendidos a los Yanquis de Nueva York y le dio a los Marineros la victoria en la serie divisional de 1995 de la Liga Americana, y con ello aseguró ser siempre un ídolo en la región del Noroeste de la costa del Pacífico.

Así las cosas Edgar Martínez se convirtió el quinto puertorriqueño en hacer parte del Salón de la Fama, junto a él están Iván Rodríguez, Roberto Alomar, Orlando ‘Peruchín’ Cepeda y Roberto Clemente. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *