Los ministros de Hacienda, Alberto Carrasquilla, y de Agricultura y Desarrollo Rural, Rodolfo Enrique Zea Navarro, anunciaron en la Comisión Quinta del Senado que se van a reunir en los próximos días para ajustar el presupuesto del sector Agropecuario para el 2021, después que los legisladores de todos los partidos coincidieron que el sector necesita como mínimo un presupuesto cercano a los $3 billones.

El senador Alejandro Corrales aseguró que el sector agropecuario no se ve beneficiado en el Presupuesto General de la Nación 2021.

“Educación tiene un incremento de $2.7 billones, es más que todo el presupuesto del sector agropecuario. Eso es para mirar la magnitud. Agricultura tendrá un presupuesto de $1.7 billones ¡Total! Estamos retrocediendo a niveles de hace diez años”, destacó en su intervención.

También señaló Corrales que la institucionalidad del sector pierde cerca del 8% de los recursos, la reducción del presupuesto del Ministerio es del 3% y el recorte al presupuesto de inversión del ICA 5%.

Agregó que la disminución del presupuesto de la ADR respecto de la asignación presupuestal del 2018, es del 50%, frente a 2019, es decir, se recortó cerca del 71% de las asignaciones, frente a 2020 que el recorte es del 35%.

“Subsectores acuícola y pesquero, el recorte presupuestal principalmente por la vía de inversión propuesto para la vigencia 2021 es del 17%; si se compara con lo girado en 2020, la disminución total es del 14%. Por otro lado, el acceso al crédito y los recursos para la gestión del riesgo son dos temas fundamentales para proteger el desarrollo del campo y cuidar la generación de empleos que impulsa”, precisó.

Por su parte el congresista Jorge Londoño dijo que el campo tiene rostros humanos de desesperanzas y promesas incumplidas.

“Con la pandemia pensamos que nuestros campesinos serían mejor tratados, porque le cumplieron a Colombia abasteciendo las ciudades y no hubo hambruna. En 2021 la reducción del presupuesto de todo el sector agropecuario perderá el 26%, mientras que el sector minero crece 27% en relación al 2021. A la agencia rural se le disminuye el presupuesto, se desestimula proyectos productivos, comercialización, de distritos de riesgos, adecuación de tierras, entre otros temas”, destacó el congresista de la Alianza Verde.