La ejecución del Acueducto El Sabanal (en Montería), en cuya obra, de acuerdo con la alcaldía, se invertirían 6 mil 699 millones de pesos, ha generado todo un debate al interior del Concejo de Montería. Este martes, en plenaria del Concejo, ocho cabildantes votaron en contra y hundieron el proyecto.

Las críticas no se han hecho esperar pues dicho acueducto beneficiaría con agua potable a 12 mil personas de 22 poblaciones, entre corregimientos y veredas. Los beneficiados serían habitantes de El Faro 1, El Faro 2, El Faro 4, Las Babillas, El Ceibal, California, Aguas Negras, Las Cacuchas, Besito Volao, Toledo 1, Puerto Franco, Florisanto, El Claval, La Risueña, Las Claritas, El Tapao, El Campano, Las Mojarras, Toledo 2, El Sabanal y Palma de Vino.

El convenio para la ejecución fue firmado por el alcalde Marcos Daniel Pineda con el Ministerio de Vivienda en junio del año en curso, sin embargo, al requerir también recursos del municipio debía pasar por la aprobación del Concejo.

La otra parte

El concejal Carlos Alberto Zapata conversó en EXCLUSIVA con La Piragua y explicó que ayer se presentó la proposición en plenaria por parte de la concejal Liliana Yúnez para modificar el orden del día y votar por el proyecto 036.

Tras la proposición primera, indicó que solicitó a Yúnez que no se realizará la votación  porque faltaban documentos para cumplir con los requisitos que exige la ley para aprobar proyecto.

“En ese momento no tuvieron en cuenta mis argumentos y se realizó la votación de la proposición teniendo un resultado positivo, es decir, se modificó el orden del día y se votó la iniciativa. Ayer, al consultar con el secretario si se había aportado la documentación necesaria para su aprobación y obtener como respuesta que no, muchos concejales – incluso los que habían votado sí a la proposición – esta vez votaron en contra e incluso otros se salieron de la sala”, contó Zapata.

Destacó que se había aprobado en comisión y se le había dado agilidad, debido a su importancia para que se cumplieran los tiempos y la administración municipal entregara la documentación, pero no cumplieron.

Continuó: “Había entonces sólo dos caminos, se aprobada así, sin la documentación que la norma exige para garantizar un proceso transparente y manera irresponsable o no se aprobaba”.

Sostuvo que no podían aprobar un proyecto al que le faltaba un requisito de ley, pues explicó que de hacerlo cualquier persona hubiera podido demandar a los concejales e incluso caerían en una demanda disciplinaria que acarrearía hasta la pérdida de la investidura.

Asimismo, hizo una aclaratoria y aseguró que los recursos para la obra son por 6.230 millones de pesos y no por $6.699 millones.

“Ligereza de la administración municipal”

“Aquí el único responsable es la administración municipal. Si tienen el convenio desde junio ¿Por qué no lo licitaron, por qué lo presentan a última hora?

Confesó que sólo falta un documento: “un concepto donde el Concejo de Gobierno presente fundamentos en estudios de conocimiento de valor técnico que contemplen la definición de obras prioritarias de ingeniería y de detalle”.

Recordó que el proyecto tiene recursos de vigencia 2019 y recursos de la nación de vigencia 2019 pero pasan a otro periodo y a una vigencia futura de otro mandatario por lo que amerita estos requisitos especiales.

Advertencia ignorada

Destacó que les fue enviado un mensaje diciéndoles que la iniciativa se aprobaría en comisión pero que faltaba un documento y que debía ser entregado en plenaria. Cuestionó que si había  plazo hasta el 30 de noviembre para votar por el proyecto y por ende ese mismo plazo para entregar el documento faltante “¿por qué la ligereza de someterlo a votación?”

Pese a lo ocurrido, el concejal Zapata informó que el proyecto se puede subsanar si se presenta la información y somete nuevamente a votación en sesión extraordinaria.

Cabe destacar, que los cabildantes que dieron su voto en contra por la falta de la documentación que exige la ley son Carlos Alberto Zapata, Ernesto Cáliz Martínez, Alexander Madrid Botero, Ceyla Ramos Romano, Daniel Márquez González, Aldrin Pinedo Sánchez, Álvaro Cabrales Vergara y Nelson Rivera Pernett.