El mediocampista chileno Arturo Vidal denuncia a su actual club, el FC Barcelona,  por un incumplimiento de pago. Según ABC, reclama 2,4 millones de euros en conceptos de variables, que según él fueron alcanzadas la pasada temporada y que todavía no le han sido retribuidas.

El club azulgrana considera, sin embargo, que no le corresponde abonar dicha cantidad y que el futbolista hace una mala interpretación de las cláusulas de su contrato.

Los abogados del chileno interpusieron una demanda el pasado 5 de diciembre en la que detallan los conceptos que el futbolista reclama hasta llegar a esos 2,4 millones de euros que se le adeudarían.

Te puede interesar: https://www.lapiragua.co/es-fantastico-steven-gerrard-sobre-alfredo-morelos/deportes/

El contrato del centrocampista refleja una serie de bonus por objetivos, entre los que destaca la percepción de casi dos millones de euros si jugaba el 60 por ciento de los partidos oficiales del Barcelona durante la temporada. 

Vidal no alcanzó la cifra requerida (disputó la mitad atendiendo a los baremos pactados, un mínimo de 45 minutos por encuentro), y aquí radica el quid de la cuestión, ya que mientras que el chileno considera que debe percibir la mitad de este bonus, en el club azulgrana se considera que al no alcanzarse está exento de pagarse.

Como se recordará, sobre el club también pesa la demanda del actual delantero del PSG, el brasileño Neymar,  quien reclama 3,5 millones de euros por concepto de salario de su último mes en el Barcelona, antes de partir al PSG en junio de 2017.