El alcalde de la ciudad de Montería, Carlos Ordosgoitia Sanín, quien tomó posesión de su cargo la tarde del miércoles 1 de enero, desde la Plaza Cultural María Varilla, se refirió durante su discurso sobre los retos que le toca enfrentar para lograr un buen gobierno por lo que fue enfático al precisar que “el descanso sólo llegará cuando nos convirtamos en la mejor ciudad de Colombia”.

Durante el evento, el nuevo mandatario recordó los proyectos y trabajos a desarrollar que fueron prometidos durante su campaña electoral en donde la gente acogió  su plan de gobierno que busca la protección para el pueblo y la transformación para Montería.

Ordosgoitia, quien estuvo acompañado de su núcleo familiar, seguidores y políticos,  expresó que “construirá sobre lo construido para garantizar las obras que están proyectadas, cerrar la brecha de desigualdad social y erradicar la pobreza”.

Te puede interesar: https://www.lapiragua.co/cuatro-secretarios-del-gabinete-del-alcalde-carlos-ordosgoitia-fueron-posesionados/monteria/

La máxima autoridad de la Perla del Sinú dijo que uno de sus ejes centrales es trabajar fuertemente en la zona rural de Montería, donde las tierras fértiles serán puestas en producción para la generación de empleos que permitan la estabilidad de sus pobladores.

“Debemos unir a la Montería rural, a la Montería de la margen izquierda, y a la Montería de la margen derecha para ser referencia en el mundo en potencialidad de una ciudad que crece y  a la cual le vamos a corregir los vicios”, expresó el burgomaestre.

Entre otras áreas sociales a trabajar mencionó la generación de empleos que impulsará con la creación de centros de emprendimientos para los jóvenes monterianos. Sobre este eje aseguró que su gobierno dispondrá la mayor parte del presupuesto municipal para los trabajos de emprendimientos.

Sobre la educación, el alcalde indicó que mejorará las infraestructuras de las escuelas de todo el municipio, en especial la de las zonas rurales. Recalcó que el objetivo es crear un sistema educativo eficiente que permita brindarle al estudiantado un cupo seguro en las universidades públicas o en las dos nuevas sedes del Sena que serán construidas durante su gobierno.

El tema de la salud no perdió espacio. Ordosgoitia reconoció que en la administración pasada mejoró la red de salud pública, pero precisó que en la actualidad los monterianos necesitan que los programas de prevención y promoción lleguen a sus casas, y que además la atención de segundo nivel como la de especialistas estén al alcance de los más necesitados.

El mandatario municipal también enfocó parte de su discurso en el sector deportivo. Recalcó su compromiso con la construcción de la Villa Deportiva en la margen izquierda de la ciudad, y anunció la creación de escuelas de formación deportiva en todas las disciplinas para niños, niñas, adolescentes y jóvenes.

“Hoy no se posiciona un alcalde, hoy se posiciona un pueblo. Vamos a gobernar para todos. Nuestro mandato no puede comenzar fraccionado, unamos a Montería para saldar deudas sociales”, expresó  el alcalde, mientras su discurso era avalado por los asistentes.

Asimismo, Ordosgoitia se refirió a la cultura y a la seguridad del municipio: sobre la primera dijo que la cultura será protagonista con los gestores culturales; mientras que en el área de la seguridad advirtió que más que un comandante en jefe de la Policía, será otro policía que trabajará las 24 horas del día para velar por la seguridad de los monterianos.

En cuanto a obras de impactos, Ordosgoitia detalló que el río Sinú será un eje central económico. Iniciará la construcción de la Ronda del Sur en la margen izquierda, donde habrá un plan sectorial para la activación de la movilidad y el  turismo, donde el río será el protagonista para que conozcan su riqueza.

Otra obra a ejecutar será la construcción del Mercado del Sur, donde los comerciantes y los usuarios piden espacios adecuados que dignifique su labor.

Mensaje a su equipo de trabajo 

El mandatario también centró parte de su discurso sobre los funcionarios que lo acompañarán para dirigir el destino de la ciudad. A esos hombres y mujeres les pidió humildad para atender a los ciudadanos, dejar a un lado la vanidad del poder que, según su juicio sólo termina con la soledad en la persona.

“Les pido no ser un funcionario que pone trabas, no ser un funcionario que tenga un no en la punta de la lengua (…) Yo estoy acá para que la ciudad funcione bien en todo. Debemos ser el monteriano ejemplar que se pone en los zapatos del otro”, expresó el alcalde.

Para quienes no avalaron su campaña, Ordosgoitia dijo lo siguiente: “Unámonos por Montería, no pensemos en colores políticos, unidos podemos lograrlo (…) Enfrentamos nuevos tiempos, somos el relevo para nuevas generaciones. Mantendremos el diálogo ciudadano en beneficio de quienes nos pusieron aquí, la gente”.