En el Hospital Militar de Bogotá murió a causa de la COVID-19, el coronel Juan Carlos Neira, quien en vida fungía como comandante del Batallón 21 del Ejército, en Caquetá. 

Neira fue inicialmente recluido en el municipio de Solano, en el departamento en el que ejercía funciones, pero producto de su estado de salud fue remitido a la capital del país, en donde pasó una semana internado en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI). 

De sus 45 años de vida, el coronel pasó 23 al servicio de la institución, tiempo en el cual obtuvo importantes logros que se reflejaron en varias felicitaciones en su hoja de vida. 

“Lamentamos profundamente la partida del teniente coronel Juan Carlos Neira Vicioso, ilustre otanchense, nuestro más sincero pésame a sus familiares, que en paz descanse”, dice en un comunicado de la alcaldía de Solano.