Carlos Maya, alcalde del municipio de Pereira, condenó lo ocurrido la noche de este miércoles, 5 de mayo, durante una jornada de protestas, en las que se generó una balacera que dejó como saldo tres personas, entre ellas el estudiante Lucas Villa, quien recibió ocho disparos y esta en UCI.

El mandatario ofreció 50 millones como recompensa para quien de información que pueda ayudar a encontrar a los responsables.

Sin embargo, manifestantes que acompañaban a Lucas Villa, señalan al mandatario de haber dado la orden para que civiles se armaran, y con eso tratar de devolver el orden a la ciudad.

En una discurso público pidió crear un «frente común».