El alcalde de Medellín, Daniel Quintero, fue polémica en los últimos días, luego de criticar la realización de torneos en medio de la situación que vive el país, sin embargo, posteriormente se le vio en el partido de la selección Colombia, en el estadio de Barranquilla.

Luego de la polémica, el mandatario ofreció disculpas y aseguró que asumirá los costos de desplazamiento y viáticos, teniendo en cuenta que los gastos aproximados fueron de $3.211.000, presuntamente con recursos de la alcaldía como fue revelado por el concejal Alfredo Ramos en un documento de la Secretaría Privada.

No obstante, Quintero insistió que, en su defensa, «tuvo un viaje productivo porque se reunió con alcaldes, el gerente de bioprotocolos, presidentes de Nacional y Medellín y se acordó las fechas para llevar público al estadio Atanasio Girardot.»