La bachata dominicana fue consagrada este miércoles, 11 de diciembre, como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad en la reunión de la Unesco en Bogotá.

Este género fue inscrito en la Lista Representativa del Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco).

La declaratoria se dio luego de un álgido debate entre los delegados, varios de ellos no consideraron que el ritmo musical cumpliera con algunos criterios para ser Patrimonio de la Humanidad.

Algunos cuestionaron que alrededor del género no hay suficiente participación de la comunidad y alertaron de su “sobrecomercialización”.

A pesar de los cuestionamientos, se logró su aprobación. «Por regla general, las letras de la bachata expresan sentimientos profundos y viscerales de amor, pasión y nostalgia. El vocablo ‘bachata’ se supone que es de origen africano y en un principio no se usaba para designar un género musical específico, sino más bien una reunión o fiesta animada», detalló la Unesco.