Silentes llegaron los criminales en moto. Esperaron el momento exacto para atacar a su objetivo, a quien le segaron la vida asestándole varios disparos en la cabeza.

El cuerpo de la víctima, identificada como Yahir Durango, de 19 años de edad, quedó tendido en la terraza de su casa, donde se encontraba sentado cuando la muerte lo sorprendió.

El estruendo de los disparos estremeció a los residentes del sector El Rosario, en Tierralta, quienes al salir a avistar qué sucedía se toparon con el cadáver bañado en sangre.

Al sitio acudió una comisión policial que se encargó de resguardar la escena, hasta la llegada de los investigadores a cargo del caso, quienes colectaron las evidencias y trasladaron el cuerpo a las instalaciones de Medicina Legal.

Los uniformados iniciaron las indagaciones correspondientes para determinar responsabilidades en este nuevo hecho sangriento que se registra en el departamento.