Activistas están intentando impedir que Zimbabue venda a zoológicos de China a 37 elefantes, con el argumento de que su captura puede violar las normativas de bienestar animal, informaron este martes varias organizaciones conservacionistas.

El abogado Lenin Chisaira, de la ONG local Red de Ley de Solidaridad de la Gente y la Tierra, dijo a Efe que los paquidermos, de entre 5 y 3 años de edad, llevan meses encerrados en jaulas.

«Deberían haber sido exportados hace meses, pero debido a las acciones locales e internacionales la exportación se retrasó», explicó el abogado.

Según nuevas regulaciones adoptadas por la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestre (CITES), la exportación de elefantes africanos vivos sólo puede hacerse a otros países del continente en los que pueden desarrollarse, aseguró Chisaira.

Esa normativa tiene todavía que llevarse a la práctica, puntualizó el letrado. «El Gobierno de Zimbabue -insistió- está intentando exportar a estos animales antes de que entre en vigor la resolución de CITES», dijo.

Entre 2012 y 2018, Zimbabue ha vendido a 97 elefantes a zoológicos de China y Dubái, lo que ha generado 2,7 millones de dólares destinados la conservación, afirmó el Ejecutivo zimbabuense a comienzos de este año.

Sin embargo, los conservacionistas sostienen que hay pruebas de que la práctica de apartar a elefantes jóvenes de sus manadas para recluirlos en pequeños espacios en zoos de climas fríos puede ser muy traumática para los animales.