Tras el comunicado emitido por la Asociación de Campesinos del Sur de Córdoba (ASCSCUCOR), en el que informaban del “incumplimiento” de la agenda y los requerimientos a las problemáticas que vive el campesinado surcordobés, hoy martes el gobierno regional, en cabeza de Sandra Devia, junto al Consejero Presidencial para la Estabilización y la Consolidación, Emilio Archila, se reunirán para avanzar en las negociaciones.

Archila manifestó que el gobierno tiene “propuestas concretas” para atender las peticiones de los campesinos vinculados al Programa Nacional de Sustitución de Cultivos Ilícitos, PNIS. A la reunión asistirán también los alcaldes de los municipios del Sur de Córdoba.

El consejero señaló que espera sostener “un diálogo constructivo, con enfoque positivo y con propuestas directas, pero en el marco de la Ley, en el propósito de que las familias vinculadas que han cumplido su palabra de levantar la hoja de coca y los compromisos adquiridos con el Programa, tengan la mejor opción para seguir adelante en el proceso”.

Sobre las denuncias hechas por los campesinos sobre el incumpliento, precisó que muchos de los compromisos adquiridos en la sesión del 10 de marzo se han cumplido ya. Entre ellos mencionó la sesión del Consejo Asesor Territorial, la revisión, de común acuerdo, del cronograma de cumplimiento y la programación de las instancias del PNIS, que garantizan la participación de las comunidades. “Esto refleja un cumplimiento estricto de la hoja de ruta”, sostuvo.

Sin embargo, uno de los puntos acordados y que luego Archila informó que “no podía cumplir” es la inclusión de nuevas familias al PNIS. Al respecto, comentó que en el marco de la reunión se presentarán las consideraciones del gobierno para tomar esta decisión y dar claridad sobre el alcance de la misma.

El consejero precisó: “El PNIS es un programa en el que puntualmente se definió el monto de recursos por familia (36 millones de pesos); no es posible atender compromisos adicionales que desconozcan los lineamientos del mismo y que pongan en riesgo al resto de familias que son beneficiarias del programa”.

Por otro lado, informó que en los municipios de Puerto libertador y San José de Uré el último ciclo de pagos se realizará en abril por un valor de 2 millones de pesos por familia, monto que cubrirá los meses de abril y mayo.

Añadió que teniendo en cuenta que la entrega de los insumos para el establecimiento del proyecto de seguridad alimentaria se realizará en el mes de junio de 2019, no se presentará desfase entre estos dos procesos.

Vamos a escuchar nuevamente a los campesinos con la mejor disposición y buena voluntad, siempre en los términos determinados por lo establecido en el Acuerdo”, concluyó Archila.

A continuación comunicado difundido el pasado 22 de marzo por la Asociación de Campesinos del Sur de Córdoba (ASCSCUCOR) planteando su inconformidad.