Gabriel Calle, secretario de Desarrollo Económico y Agroindustrial de Córdoba, estuvo este sábado en la oficialización de la alianza suscrita entre la empresa Cerro Matoso y la Gobernación, en aras de fortalecer la seguridad alimentaria en el departamento.

Calle expresó que se trata de un «hecho histórico», toda vez que ha sido testigo de los trabajos constantes que ha hecho la compañía niquelera con las comunidades, pero asegura que es primera vez que se articulan acciones con la administración departamental, hecho que se deriva de las diligencias adelantadas por el gobernador Orlando Benítez.

«Es la primera vez que un gobernador se acerca a la empresa a pedir que trabajen juntos, que trabajen en equipo, no solamente por la zona de influencia minera, sino por todo el departamento», precisó.

También destacó que la materialización de esta alianza, la cual beneficiará de forma directa a 14 comunidades de San José de Uré y Puerto Libertador, se viene labrando desde inicios de la pandemia de la COVID-19, cuando Cerro Matoso entregó insumos para apoyar a los municipios, y allí se pactó el acuerdo con el gobernador.

Dijo que la alianza servirá para impulsar futuros proyectos que beneficien al campo y a su vez a todos los cordobeses, entre ellos la industrialización del departamento, el fortalecimiento de las unidades productivas y las plantas de transformación, lo que está contemplado en el Plan de Desarrollo.

Finalmente Calle enfatizó en que todos los trabajos que se han venido impulsado en pro del sector agroindustrial, se hacen con expectativas que van mucho más allá de los próximos tres años, razón por la que se están proyectando herramientas que queden por al menos 20 años más, de manera que las administraciones que sucedan a la actual, puedan seguir con la misma hoja de ruta.

¿En qué costiste la alianza?

Es una alianza en la que todos aportan, pues la minera donó 400 hectáreas de tierra, en cumplimiento de los acuerdos de consulta previa con las comunidades étnicas vecinas a su operación y dio en comodato al menos 270 hectáreas de tierra a varias Juntas de Acción Comunal, como parte de los acuerdos de socialización y participación con estas organizaciones; por su parte, la Gobernación de Córdoba contribuye con 91 kits de semillas e insumos y, las comunidades, con su trabajo arduo, vocación agrícola y saber ancestral.

Los paquetes entregados por la Gobernación, que beneficiarán a más de 360 personas del área rural, son 30 kits de semillas de arroz, 23 de maíz, 5 de plátano, 11 de yuca, 5 de ñame, 5 de sandía, 6 de fríjol y 6 de hortalizas y para cada uno de estos paquetes, insumos especializados de última tecnología en fertilizantes y plaguicidas. Dependiendo de las necesidades de cada producto, también se entregan elementos de labranza, como carretillas, canastas plásticas y bombas de espalda.