La influencer de 38 años, Kim Kardashian, dio positivo a una enfermedad que no tiene cura.

La celebridad, madre de 4 hijos, se realizó los exámenes de laboratorio tras presentar algunos síntomas de la enfermedad como la psoriasis, que se caracteriza por erupciones en la piel, las cuales se reflejan como lesiones cutáneas de aspecto seco. Esto llevó a que los resultados dieran positivo al Lupus y que Kim Kardashian se resquebrajara.

El lupus es una enfermedad autoinmune que causa inflamación en los órganos, es muy difícil de diagnosticar porque tiene muchos síntomas tales como fiebre, fatiga, erupciones cutáneas que también son signos de otros padecimientos.

Esta anomalía es causada por factores genéticos y ambientales, infecciones y reacciones secundarias a medicamentos. Para el lupus no existe cura, sólo tratamientos que pueden reducir los síntomas.

“Lo siento en mis huesos, tengo lupus”, dijo la influencer a su familia cuando  les informó sobre los resultados que arrojó el examen de laboratorio.