Todos los años, el 9 de septiembre se realiza un homenaje las personas que dedican su vida a cultivar las tierras para abastecer de alimentos a las poblaciones. 

En el Día Mundial de la Agricultura se realizan diferentes actividades para homenajear a los agricultores, exponiendo las dificultades a las que se enfrentan cada día para ofrecer al consumidor el mejor producto posible. En estas actividades también se promueven políticas agrícolas y métodos de producción sostenible para asegurar que haya suficiente comida para todos sin dañar el medio ambiente.

El origen de la agricultura se remonta al Neolítico; los primeros cultivos fueron de trigo y cebada, productos tan cotidianos y conocidos hoy que fueron la base de la alimentación de nuestros lejanos y primeros antepasados

Desde entonces la evolución de la agricultura no se ha detenido y su contribución a la humanidad es fundamentalmente en alimentos humanos, pero no sólo de éstos ya que también se vincula a la alimentación animal y producción farmacéutica.

La agricultura es plantar la semilla en la tierra, sí, pero también por ella la ingeniería, la ciencia y la tecnología han alcanzado extremos impensables para otras épocas, y que en el futuro continuarán sorprendiendo a las próximas generaciones.

Con información de nuevaalcarria.com