El presidente Iván Duque habló este viernes, 6 de diciembre, sobre los acontecimientos que ocurren en el país con protestas en su contra, y desde el Hotel Hyatt de Bogotá, donde realizó el cierre del Congreso Nacional Arrocero, dijo: “no aceptaré imposiciones ni desafíos a la democracia en el marco del diálogo”.

El mandatario salió en defensa de las iniciativas que impulsó su Gobierno: como la ley de crecimiento económico, ley de financiamiento, que está siendo debatida nuevamente en el Congreso, el holding financiero y la metodología de las mesas de conversación con diferentes sectores sociales.

Sobre los llamados a paro, Duque llama a retomar a un diálogo sincero. ““La Conversación Nacional es para que hagamos construcciones colectivas, no imposiciones; porque con imposiciones y ultimatums no se construye democracia, todo lo contrario, se la desafía”, dijo.

“Yo soy el presidente de todos los colombianos, de los que marchan y de los que no marchan, de los que se expresan en las calles y de los que se expresan en las urnas, donde, además, nos dieron un mandato para sacar adelante una agenda de Gobierno que queremos cumplir todos los días”, añadió.