Desarticulan banda que azotaba con extorsiones a comerciantes de Medellín

Las autoridades de Medellín capturaron a una banda criminal articulada por 20 personas, señalada de azotar con extorsiones a comerciantes de la ciudad.

La operación que permitió la detención de esta organización delictiva se denominó “Maremoto” y se efectuó en coordinación con el Gaula de la Policía y la Alcaldía de Medellín.

Las capturas, se perpetraron gracias a una ardua investigación de ocho meses en la que se le realizó seguimiento a este grupo que cometía su actos en el occidente de la ciudad, específicamente en los sectores de Laureles, la 70 y San Juan.

El General José Martín Gámez, comandante de la Policía Metropolitana del Valle de Aburrá, explicó que esas capturas se realizaron a través de un arduo trabajo sin descanso de los investigadores, quienes, mediante el despliegue de labores de campo, y seguimientos lograron las capturas.

“Se implementaron interceptaciones telefónicas, seguimientos, infiltraciones a estos delincuentes, horas y horas de grabación para poder analizar testimonios de víctimas” indicó el General.

Por su parte, el alcalde Daniel Quintero, aseguró que ese es un golpe a un grupo que se dedicaba a reclutar menores para esa lograr las extorsiones.

“Para nosotros quitarle los niños a los grupos criminales es realmente la estrategia más potente para acabar la criminalidad de manera permanente”, señaló Quintero.

Este grupo delictivo cobraba hasta $80.000 y $200.000 semanales a 40 locales comerciales entre discotecas, fondas, colchonerías y restaurantes dando un ingreso al grupo delincuencial aproximado de $288.000.000 anuales.

Los hoy judicializados, además de las extorsiones también estarían vinculados con actividades ilegales como tráfico de estupefacientes, desplazamientos forzados y lesiones personales.