El Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF) que tomó el caso de las niñas que el pasado 31 de diciembre consumieron licor en la ciudad de Cartagena, informó que las autoridades multaron a sus madres con la suma de 936 mil pesos y además se les abrirá una investigación por el delito de suministro a menores.

“Las madres recibirán comparendos, de acuerdo al numeral 5 del articulo 38 del Código Nacional de Seguridad y Convivencia Ciudadana”, se lee en el comunicado oficial, que explica que la pena que podrían pagar estas mujeres va desde 96 hasta más de 200 meses de prisión.

Recordemos que este caso, ocurrido en el barrio Olaya Herrera, trascendió el pasado domingo, cuando en redes sociales se hizo viral un video en el que se ve a las niñas tomando cerveza de una reconocida marca, y bailando de forma inapropiada con otros menores que estaban en el lugar, todo esto ante la presencia de adultos.

Lina María Arbeláez, directora del ICBF, se comprometió a adelantar actuaciones y realizar procesos de sensibilización sobre la prevención del consumo de alcohol en los menores de edad, para que las mismas posibles víctimas crezcan en un entorno en el cual sus derechos no sean vulnerados.