Desde horas de la tarde de este viernes, 28 de mayo, decenas de habitantes del corregimiento Los Morales, ubicado en el municipio de Tierralta, decieron cerrar la vía La Apartada – Valencia.

En medio de un fuerte aguacero los agraviados trancaron el paso, debido a que alegan que llevan tres días sin el fluido eléctrico y la empresa prestadora del servicio no les ha dado respuesta.

Alegan que las fuertes lluvias habría causado la quema del transformador por lo que una gran población se está viendo afectada.

Los líderes de la zona aseguran que desde hace tres años sufren el mismo problema, el transformador siempre se quema y aún más que la población ha crecido lo que ha ocasionado sobrecarga en la energía .

Exigen que acudan a solventarlo el problema o de lo contrario seguirán con la vía incomunicada.