La mañana de este miércoles, 23 de octubre, varias funcionarias de la E.S.E Hospital San José de Tierralta, se encadenaron e iniciaron un paro de labores, como una forma de protesta por el retraso en el pago de sus salarios.

A las afuera de esta entidad médica, las empleadas anunciaron un paro indefinido, y con carteles en mano exigieron “¡No más abusos!”. Ellas aseguran que se les adeuda el pago por siete meses de trabajo.

Hasta el momento no se conoce un pronunciamiento de parte de la directiva del centro de salud.

Noticia en desarrollo…