El presidente Iván Duque durante una entrevista ofrecida en Blu Radio no descartó la posibilidad de reunirse con el expresidente Juan Manuel Santos y miembros de la oposición como el senador Gustavo Petro, uno de los adversarios más frontales del Gobierno Nacional.

El mandatario nacional dijo que es de suma importancia reunirse con todos los sectores para buscar una salida al momento difícil que atraviesa el país, donde sus ciudadanos salieron desde el pasado miércoles, 28 de abril, a protestar contra la reforma tributaria que si bien es cierto fue retirada, ahora las personas exigen otros requerimientos al presidente, entre ellos la no aprobación de ley de Salud.

“No soy persona de sesgos. Muchas personas me decían si me reuniría con Timochenko, me he reuní con él. Si lo he hecho con él, ¿cómo no me voy a reunir con otros dirigentes políticos? Los espacios de conversación uno no los puede cercenar”, enfatizó el jefe de Estado.

Al ser consultado sobre la declaratoria de un estado de conmoción interior, como lo han solicitado senadores del Centro Democrático, el presidente no echó a un lado está posibilidad, alegando que como autoridad siempre debe tener en la mano todos los escenarios y mecánicos posibles.

«Uno como jefe de Estado no puede renunciar a ninguna de las herramientas que le da la constitución y la ley. La ley 137 del 94, que es la que reglamenta el estado de conmoción interior, tiene herramientas taxativas que se pueden emplear y están orientadas a que se empleen, únicamente si los mecanismos ordinarios no funcionan. Han sido usadas en muy pocas ocasiones. A la pregunta si se renuncia a esta herramienta, ni a esa ni a ninguna otra herramienta constitucional”, dijo.

Añadió que, si en una circunstancia ocasional se llegara a necesitar el estado de conmoción interior, el Gobierno analizaría decretarlo.