El alcalde Carlos Ordosgoitia Sanin, a su regreso de Bogotá donde coordinaba el programa de vacunación contra el coronavirus, llegó a la I.E. Santa María, en el barrio Santa Fe, donde permanecen las familias que perdieron todo en el incendio de Zarabanda y luego visitó el lugar donde se registraron los hechos.

“Hicimos un gran trabajo donde dimos las indicaciones a la Secretaría de Gobierno y la Secretaría de Infraestructura y el apoyo de la Secretaría de Educación, las familias se encuentran muy bien, hemos recibido una gran solidaridad de la ciudadanía, están conscientes de que pasaron un mal momento pero tienen la satisfacción de que hay un gobierno muy serio y que en tiempo real asume las responsabilidades”, manifestó.

Indicó que apenas llegó de su viaje a la capital quiso visitar a las familias para saber cómo están y estar al tanto de sus necesidades para seguir apoyándolos.

Gabriel Moreno, secretario de Gobierno, dijo que según el balance preliminar, son 27 casas afectadas y 86 personas, de las cuales 39 son menores de edad que fueron llevados a valoración médica al Camu de La Gloria y del barrio La Granja. Además señaló que hubo varios adultos afectados, entre ellos una mujer embarazada, un adulto con hipertensión y diabetes y una persona con laceraciones no por contacto directo sino por fuego cercano pero ya están fuera de peligro.

Recordó los puntos de acopio así como el colegio que habilitaron como albergue para recibir donaciones.

Por su parte, el secretario de Infraestructura, Germán Quintero, dijo que hicieron el censo de la población afectada y un llamado a contratistas y sector privado para hacer recolección de materiales que con el apoyo del equipo de la Secretaría de Infraestructura y otras entidades como Policía y Defensa Civil estarán haciendo “una pronta construcción y rehabilitación de las viviendas y reubicación de las viviendas en zonas vulnerables”.