El operador privado de servicio de agua potable y alcantarillado Aguas del Sinú dejará de operar en siete municipios de Córdoba a partir de este jueves 6 de febrero tras 12 años funcionando en el Bajo Sinú.

La firma decidió hacerse a un lado y poner fin al contrato de concesión -que obtuvo en 2008- luego de recibir múltiples quejas por la calidad en la prestación del servicio.

La medida ya habría sido concertada con los alcaldes de los municipios que abastece Aguas del Sinú. El nuevo operador corresponde a inversionistas españoles.

Los municipios donde tiene incidencia son Lorica, San Antero, Purísima, Momil, Tuchín, Chimá y San Andrés de Sotavento.