Supersalud sanciona a la EPS Medimás por fallas en la atención del periodista Orjuela

Supersalud sanciona a la EPS Medimás por fallas en la atención del periodista Orjuela

Con tres multas que ascienden a más de 3.600 salarios mínimos mensuales legales vigentes (cerca de $3.000 millones), la Superintendencia Delegada de Procesos Administrativos de la Superintendencia Nacional de Salud sancionó a la EPS Medimás, a la Clínica General de la 100 y a la Subred Integrada de Servicios de Salud Norte E.S.E. Unidad de Servicios de Salud Engativá Calle 80, por las irregularidades administrativas y fallas asistenciales en la atención en salud del periodista Mauricio Orjuela Bernal, quien falleció el 18 de agosto de 2018.

Dentro del proceso se demostró que la IPS, donde fue inicialmente hospitalizado, fue negligente al presentar demoras en el diagnóstico del paciente, que impidieron la toma de decisiones médicas oportunas y seguras.

Según el acto administrativo, el pasado 11 de julio el médico tratante ordenó la realización de un TAC abdominal y/o tomografía abdominal contrastada para descartar una apendicitis aguda, exámenes que no fueron realizados.

Según el Superintendente Delegado de Procesos Administrativos, Andrés Evelio Mora, el centro médico no se adhirió a las guías de manejo de urgencias por dolor abdominal agudo, como ocurrió en este caso y, como consecuencia, no contempló el suministro de medicamentos indicados en el protocolo.

Igualmente, el médico encargado de la atención inicial no procedió a realizar una interconsulta por cirugía, no obstante que se trataba de un diagnóstico altamente probable, donde, la conducta a seguir según las mencionadas guías, debió ser la intervención quirúrgica de urgencia.

Según el acto administrativo del 16 de abril de 2019, se le atribuye a Medimás EPS S.A.S.su responsabilidad por la presunta omisión en la realización de actividades de evaluación, seguimiento, y mejoramiento de los procesos de atención de salud prestados a sus afiliados, y de vigilancia sobre la red contratada.

Teniendo en cuenta la historia clínica del paciente, se evidenció que el diagnóstico se orientó hacia una hemorragia digestiva, por lo que los médicos tratantes, en la Clínica General de la 100, ordenaron y solicitaron de manera urgente una valoración apremiante del servicio de gastroenterología, pero se evidenció una respuesta ineficaz e inoportuna frente a tal solicitud.

Para la Superintendencia resulta incomprensible que durante dos días se haya intentado realizar con el pleno conocimiento de la EPS la remisión del paciente, sin lograr su ubicación, a pesar de que la Clínica de la 100, IPS donde era atendido el periodista, tenía habilitada esta especialidad. Sin embargo, al ser ordenada tal remisión, Medimás EPS S.A.S., debía garantizar dicho traslado.

En la resolución, la Superintendencia Delegada afirma que el hecho de que la IPS solicitara la remisión del paciente demuestra que la Institución no presta este servicio o si lo presta, lo hace de manera discontinua. En este contexto, se evidencia Ia negligencia de Medimás EPS S.A.S., en efectuar auditorías y vigilancia a su red prestadora y un presunto incumplimiento con el Sistema General de Seguridad Social en Salud.