“Nos dejaron Tirados”: Comerciantes del Mercado de Oriente

En el año 2015 se inauguró en Montería el Supermercado Popular de Oriente ubicado a pocos metros de la Terminal de Transporte de la ciudad, con un total de 270 comerciantes informales que estaban prácticamente en zonas no permitidas y cuya actividad comercial era vender frutas, verduras, carnes, entre otros productos. Este proyecto costó más de 6 mil millones de pesos.

En su momento el alcalde de la época Carlos Eduardo Correa manifestó que esto sería el inicio de una nueva red de mercados populares en Montería y que se trataba de una plaza con todas la garantías y condiciones necesarias para “competir con los supermercados que existen en la ciudad”.

Pero Hoy en día la realidad es otra, ninguna de las palabras del mandatario salieron ciertas ya que las garantías de comercialización de los productos está prácticamente estancada por que los consumidores no están llegando a comprar y los comerciantes están prácticamente en la quiebra, según estableció el Diario la Piragua en entrevistas con personas consumidoras, de los diferentes barrios de la capital quienes dicen que, primero, ellos tienen que pagar para llegar al supermercado de Oriente dos taxis uno de ida y uno de regreso con sus artículos de primera necesidad o en su defecto buses, y que esto afecta el bolsillo de los consumidores.

Una vendedora de legumbres manifestó lo siguiente:

“Estamos pidiendo, que nos quedaron de mandar los buses para el mercado, para que la gente pueda llegar acá, porque mucha gente no sabe que el mercado existe, porque esto está muy alejado y otra cosa que hay mucha venta por fuera del supermercado y esto nos afecta, también queremos que la ruta de los buses crucen por aquí”.

Los comerciantes manifiestan que están huérfanos de la administración, que necesitan el apoyo porque están al borde de la quiebra ya que los días lunes, martes y miércoles el mercado está solo, no se mueve comercialmente y quedarían sin el sustento para sus familias.

En estos momentos muchos de los locales que fueron asignados se encuentran vacíos por que los dueños tuvieron que salir a buscar el sustento por otro lado.

Otra comerciante Norbelina Camargo manifiesta que el alcalde le aceptó prioridad a la gente del mercado, ya que hay venta de pescado, verduras, los buses no pasan por aquí por el oriente, a nosotros nos botaron por acá atrás lejos, no hay un aviso grande que diga Supermercado del Oriente, muchos de los que están afuera vendiendo dicen que para el oriente no vienen.

Una mayoría de comerciantes señalan que existe la posibilidad de abandonar y dejar tirado todo en este mercado porque las ventas no son suficientes para lograr mantener a sus familias y además se les están perdiendo los productos porque se les están quedando y no rotan y por eso se les pierde el producto.

Ellos han instaurado varias quejas ante la administración municipal sobre la verdadera situación y ningún ente se ha pronunciado al respecto, dicen que han hablado con algunos concejales de esta problemática y lo que le manifiestan es que van a tomar correctivos y solo queda en promesas.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*