Comuna 1 a medias en inversión

Comuna 1 a medias en inversión

La comuna 1 de la ciudad de Montería está ubicada en la margen izquierda de la capital, y comprende numerosos barrios como la ribera, Caracolí, Rancho Grande, la Palma, los Colores, entre otros. Esta comuna los últimos años se ha venido extendiendo de una manera rápida, pero sin control alguno. Existen invasiones que de alguna manera traen consigo sus propios problemas afectando todo el entorno de la comuna.

Los ediles, Juntas de Acción Comunal, y Líderes de la comuna, se han preocupado para que estos sectores en cuanto a problemáticas como la convivencia ciudadana, el desarrollo social, y el bienestar de su habitantes, sea digno a través de la ayuda de los diferentes gobiernos municipales. Pero todo apunta a que algunos ciudadanos, y el ente Municipal puedan enmendar los errores y que miren con ojos de desarrollo hacia esta comunidad.

Barrio Rancho Grande

foto rancho grande

Desde hace un año El Diario La Piragua visitó a este barrio, y habló con la comunidad. Nos contaron cuáles eran sus prioridades, las cuales hasta el día de hoy no han sido muchas las soluciones que les han dado. Unas 200 viviendas del barrio Rancho Grande, en manzanas 1, 14, 15,19 y 20, se inundan, y lo mismo le ocurre al parque y también al colegio, siempre que llueve. Todo lo anterior son consecuencias de una pavimentación mal planificada, “trabajos chambones”, así lo explicaron varios líderes comunales de esa localidad en esa época.

Revelaron además que esas calles ya pavimentadas quedaron más altas que las casas, y como si fuera poco, no dejaron desagüe a las cunetas. Por lo tanto, al caer un aguacero las aguas se estancan produciendo encharcamientos en partes e inundaciones masivas en otras.

“Nosotros exigimos que Planeación, y de igual manera, los ingenieros asignados para esta pavimentación respondan. Es un trabajo chambón, sin ningún tipo de estudios” , explicó Álvaro Ortiz, habitante de Rancho Grande. Pero al día de hoy siguen en las mismas.

Por otro lado, los residentes del barrio Rancho Grande sufren el robo de cables y el hurto a viviendas. Primeramente por el hurto de cables, esto deja como consecuencias varios sitios públicos que funcionan como café internet sin señal, y al mismo tiempo, cientos de viviendas quedan sin televisión por la interrupción inesperada de dicha señal, y además, miles de usuarios afectados. Los cortes en el cableado son perpetrados por desconocidos.
Según habitantes de Rancho Grande son hechos reiterativos que ocurren casi siempre en horas de la madrugada. Por su parte, otros afectados del barrio en mención, aseguran sentirse preocupados por el aumento de robos en casas y calles del sector. Su inquietud se intensificó más porque recientemente vecinos observaron a un ladrón tratando de abrir una ventana en una vivienda. Por lo acontecido, dueños de viviendas avisaron a los patrulleros del cuadrante que acudieron al lugar con el propósito de investigar lo acontecido.

Barrios Los Colores y La Palma

Rancho

Líderes del barrio Los Colores, en cabeza de Ángel Jiménez Villegas, quienes desde hace mucho tiempo están preocupados por los problemas del barrio, y vigilantes de las obras que allí se hacen, manifiestan a través de una denuncia pública a la empresa Electricaribe, la cual no ha querido arreglar una cruceta de madera que es la que soporta el cable de alta tensión que le da la energía a estos sectores.

Manifiesta el líder que él interpuso un derecho de petición el día 15 de Marzo del 2017, y la empresa le respondió que eso no se podía responder, sólo hasta el segundo semestre de este año, de igual manera, los mismos habitantes al ver el peligro inminente de esta cruceta, le reiteraron el compromiso que asumió este líder como presidente de la Junta de Acción Comunal para que se dirigiera nuevamente a Electricaribe.

Nuevamente interpuso un derecho de petición el día 25 de mayo y hasta la fecha la empresa se hace la de los oídos sordos, y mientras tanto, el peligro ronda por los alrededores del Mega Colegio y la vía por donde a diario transitan niños, jóvenes y adultos, quienes se movilizan por ese lugar para hacer sus labores cotidianas. Esta cruceta tiene 15 años de haber sido instalada por Electricaribe, y lo más preocupante es que los pericos a diario se comen la madera, y así eso está muy flexible, los habitantes manifiestan que están esperando que se caiga y los cables eléctricos maten a una persona para entonces sí correr a solucionar el problema.

Una problemática compartida entre estos barrios es el sistema de alcantarillado, pese a que el alcantarillado está instalado no pueden hacer buen uso de él, al parecer no han colocado una máquina que es la que expulsa a presión las aguas servidas para los canales recolectores y estos los transportan a la laguna de oxidación.

Ya casi todos los habitantes están conectados pero de nada les sirve estarlo, ya que las aguas negras de sus casas se devuelve, y se introduce en las casas, e inunda las calles por los manjoles que se rebosan por todo el barrio, perjudicando todo el entorno con los malos olores e infecciones bronquiales y en la piel, la empresa Proactiva que es la que instaló el alcantarillado, manifestó que en poco tiempo tendrán estos sectores la máquina y así se le dará solución definitiva a este problema

Manifiestan que por el lado de la energía es continuo los apagones que tienen en ocasiones una duración de hasta 5 horas y que al momento de llegar la luz viene tan alta que se dañan los electrodomésticos, pero el cobro en el recibo llega a tiempo y con alzas indiscriminadas que al momento de reclamar a la empresa les dicen que pague primero y después le hacen una verificación por parte de los técnicos, y al final no le resuelven nada.

En seguridad están con graves falencias, la policía no está haciendo los recorridos necesarios y se ha aumentado los robos y atracos, también el problema del microtráfico donde los expendedores se ven cerca de las instituciones educativas en muchos sectores, principalmente en los lugares de canchas deportivas.

Por otro lado, la situación de los jóvenes y niños del barrio no tienen dónde jugar, puesto que no cuentan con un parque donde padres e hijos tengan por dónde pasar un buen rato al aire libre. Es deprimente que las administraciones no hayan construido un parque que tenga los columpios, toboganes, juegos para grandes y chicos, así como también los que han colocado en otros barrios.

Esperan que este gobierno del Doctor Marcos Pineda que está logrando invertir en las comunidades desamparadas de Montería, toque las puertas del desarrollo de estas barrios que de alguna u otra manera no les ha llegado, o les ha llegado a retazos, y que este alcalde cumpla las promesas de campaña. Todavía le resta más de un año para salir, y es el tiempo necesario para invertir en los problemas de estas comunidades.

poste de luz