Líder comunal de Montelíbano víctima de amenazas de muerte

Líder comunal de Montelíbano víctima de amenazas de muerte

El líder comunal de Montelíbano, Eurípides Gamarra Rodríguez, integrante de la JAC del barrio El Mirador, puso en conocimiento del Diario La Piragua las denuncias que ha instaurado ante la Fiscalía, no solo por amenazas de muerte, sino también por haber sido objeto de injuria y calumnia.

Gamarra aseguró a este medio que ha acudido a todos los organismos competentes a fin de que se le brinde la seguridad que considera necesaria, e incluso, hizo llegar su situación mediante una carta, a la ministra de Interior, Nancy Patricia Gutiérrez, y al fiscal general, Néstor Humberto Martínez, con el interés de dejar por sentado las identidades de las personas a quienes investigarían las autoridades, en caso de que algo le sucediera. “En caso de que me lleguen a asesinar, ya saben a quién van a capturar, esa gente no mata a uno, sino que lo mandan a matar con otras personas”, sentenció.

De acuerdo a su declaración con soportes que hizo llegar a La Piragua, la primera denuncia la hizo en contra de un sujeto identificado como Luis Enrique Márquez Yeneris, a quien señala como un “falso indígena”. Este lo habría estado amenazando de muerte, luego de que se opusiera a colaborarle en el registro de un falso cabildo, razón por la “que me dijo que me cortaría la cabeza”.

Otra de las acusaciones, la hizo también ante la Fiscalía en julio pasado, en contra de Jhon González y Jaime José Barrios, quienes también lo habrían amenazado de muerte con objeto punzocortante, en presunto estado de embriaguez. Una situación similar le ocurrió con un ciudadano de nacionalidad venezolana, identificado como Jean Paúl Méndez Cardozo, con quien comparte la vivienda en la que habita arrendado, ubicada en el barrio Villa Marcela, de este municipio del San Jorge.

Con Méndez Cardozo asegura haber tenido un altercado, en el que este le exigió que abandonara el inmueble y prometió atentar contra su vida si no lo hacía, razón por la que instauró una nueva denuncia y además se dirigió hasta la Registraduría Nacional, para verificar su estatus legal en el país por su condición de extranjero, en donde –afirma- no aparece verificado, por tanto es un sujeto con permanencia ilegal.

Una mujer identificada como Yolanda Laura Sarasa Parra, también lo habría agredido verbalmente y difamado en la localidad, por ello la denunció por el delito de injuria y calumnia. Esta habría publicado en su perfil de Facebook que él sugería un peligro para los niños de la comunidad, pues tuvo un altercado con uno de sus hijos.

Por todas las situaciones antes mencionadas Eurípides Gamarra Rodríguez, envió una solicitud a la Unidad Nacional de protección, pues teme por su vida y además pidió a las autoridades que cumplan su labor y responsabilidad, pues según asevera hasta ahora “no han aplicado la ética”.