Mintrabajo habla de una reforma laboral y pensional para 2019

Mintrabajo habla de una reforma laboral y pensional para 2019

Durante una entrevista con el diario El Tiempo, la ministra del Trabajo, Alicia Arango, dijo que entre sus principales objetivos como titular de la cartera, está el de elaborar una reforma laboral y una pensional, posiblemente para 2019, pues considera que en cuanto a normas laborales, Colombia se ha “quedado atrás” no yendo al ritmo del dinamismo del mundo.

Arango expresó que estas reformas “pretenden socializarse con centrales obreras y empresarios” y aseguró que impulsará el tripartismo (gobierno, empresa y trabajadores) como forma de relacionarnos, al tiempo que indicó que ambas deben incluir estrategias para hacer que los empleados hagan uso del diálogo antes de tomar medidas de huelga o un paro laboral.

Con respecto a las pensiones, la Ministra dijo que del presupuesto de 2019 que es de 23 billones de pesos, unos 22.5 billones los girará “completicos” en pro de ellas y manifestó que el presidente Iván Duque busca aumentar su monto y cobertura.

Indicó que en la zona urbana nacional hay mucha gente que no cotiza, por lo que la reforma pensional busca erradicar tal situación, cambiando el escenario actual, que –a su juicio- es un “régimen laboral que protege al trabajador, pero no al desempleado que quiere trabajar. La legislación no permite que le paguen pensión y salud cuando trabaja por hora. A la madre que debe cuidar al hijo le toca ser informal”.

“Pensar que se van a formalizar con contratos indefinidos no es realista. Pero el Ministerio tiene la obligación de velar para que, cada vez más, se vayan formalizando, que les cumplan con las prestaciones sociales, que sepan lo que es el sindicalismo. No hay afán de acabar con el sindicalismo, aunque trabajen media hora tienen derecho a asociarse”, sentenció.

En cuanto al salario diferenciado, que no es más que el hecho de que en unas regiones del país se gane más que en otra, Arango afirma que es una medida que promovería “la migración entre regiones”, por lo que no está de acuerdo y aseguró que el Presidente tampoco lo está.

También informó que el incremento salarial podría producir un considerable impacto fiscal, pues la administración encontró un “hueco” de 25 billones pesos que dejó el Gobierno de Juan Manuel Santos.